Chat with us, powered by LiveChat

Con la llegada del buen tiempo cambiamos nuestro vestuario poniéndonos prendas más ligeras y enseñando así más nuestro cuerpo. Es cuando nos damos cuenta de nuestros problemas de celulitis.
La celulitis se produce porque la grasa subcutánea o adipositos se inflaman y no comunican con el tejido conector, que endurecido, se extiende formando la piel de naranja. Sus causas son genéticas, hormonales y alimentarias.

Veamos con más detalle como podemos mejorar esta situación con algunas recomendaciones generales y dietéticas:

  1. Beber 2 litros de agua al día
  2. Sal con moderación: la sal contribuye a la retención de líquidos. Evitar también  alimentos muy salados como embutidos, ahumados, alimentos en salmuera, snacks, alimentos preparados y en conserva. Recurrir a hierbas aromáticas para dar más sabor a los platos.
  3. Ejercicio a diario para evitar la acumulación de grasas localizadas y mejorar la circulación.
  4. No utilizar prendas muy ajustadas o zapatos muy altos ya que dificultan la circulación.
  5. Evitar malas posturas como cruzar las piernas o estar mucho tiempo sentado o de pie.
  6. Evitar digestiones lentas con alimentos como fritos, platos muy elaborados o con muchos aditivos o conservantes. Optaremos por preparaciones culinarias simples y fáciles de digerir.
  7. Tomar fibra: para que el aparato digestivo funcione bien y elimine fácilmente los residuos (frutas, verduras, cereales…), tomar productos integrales (arroz, pasta, cereales) que absorben y eliminan toxinas y evitan el estreñimiento. se recomiendan por su poder diurético o depurativo alimentos como los espárragos, apio, pepino, melón, piña, alcachofas, acelgas, ajo, cebolla, espinacas, fresas, kivi, limón y sandia.
  8. Evitar la grasa: especialmente las grasas saturadas, ya que contribuyen a la acumulación de toxinas y empeoran la circulación, por ejemplo bollería, lácteos enteros, tocino, nata, mantequillas, salsas grasas, etc.
  9. Evitar el alcohol y el café, ya que sobrecargan el hígado impidiendo que filtre bien las sustancias de desecho.
  10. Evitar los irritantes del aparto digestivo, como picantes en general, pimienta, pimentón, mostaza, vinagre y alimentos muy calientes o muy fríos.
  11. Evitar postres dulces, magdalenas, pasteles, dulces, etc., es mejor optar por una fruta o un yogur, ya que nos aportaran menos calorías y mas nutrientes.
  12. Evitar las proteínas en exceso, ya que sobrecargan los riñones y producen acumulación de toxinas.
  13. Evitar el tabaco, ya que deteriora la microcirculación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *